Mirar atrás

ImagenPocas veces los tweets de una compañera con quien comparto afición con las humanidades no me hacen reflexionar. Ella es así, muy dada a espirar madurez en 140 caracteres para que los demás los desgranemos. En el que comento ahora, que publicó hace algunas noches, se proponía dejar de mirar atrás y lamentarse con por qués. Ella lo ceñía a los estudios, pero yo lo voy a malinterpretar.

No estoy seguro de cuál es la frase que repito cuando miro hacia atrás. Seguramente muchas veces me reproche a mí mismo lo que hice en determinado momento, pero pocas veces ese lamento se transforma en una reparación en el presente. Mucho más a menudo, surge en mi cierta nostalgia y morriña cuando recuerdo lo que ha pasado, obligándome a detenerme a contemplar los momentos transcurridos y quitándome el tiempo que debería invertir en esforzarme en escoger lo que hizo aquellos días memorables y memorizarlo para que no vuelvan a surgir días que nadie parece poder alegrar. ¿Y de estos? ¿Qué se puede sacar de esos días, o esas etapas, en las que vives con la desgana permanente y la tristeza? De esos es de los que más se puede obtener: desde el error que me llevó hasta ellos hasta la reacción que tuve mientras estaba apenado.  Si elegí acción o tristeza. Si estuve convencido de que aquello pasaría o hice yo el problema más grande de lo que realmente era.

El tweet de mi compañera acababa dejando un “¿Por qué no?” para el futuro. Para la próxima, ¿Por qué no cambiar?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s